Laboratorio CáncerLab UCN cumple un año al servicio de la detección del Covid-19

Un año de funcionamiento, con un total de 42.185 muestras Covid-19 procesadas, cumplió la semana pasada el Laboratorio de Biología Molecular y Celular del Cáncer de la Universidad Católica del Norte, conocido como CáncerLab, que, desde abril de 2020, asumió un rol relevante en la detección de SARSCoV-2 por técnica de PCR (siglas en inglés de Reacción en Cadena de la Polimerasa).

¿Cómo fue la adaptación y puesta en marcha de este laboratorio, acorde a las exigencias del escenario de la pandemia? Comenta el Dr. Giuliano Bernal Dossetto, profesor titular de la Facultad de Medicina de la UCN, jefe del Laboratorio CáncerLab, dependiente del Departamento de Ciencias Biomédicas.

“Sin duda fue un proceso complejo, lleno de obstáculos, pero que como institución supimos sortear con éxito”, reflexiona el investigador. Originalmente, agrega, “contábamos con un laboratorio de bioseguridad tipo 2, con el que pensábamos iniciar los diagnósticos. No obstante, la situación sanitaria exigía condiciones de bioseguridad superiores a las que teníamos”.

Ello requirió abocarse a la ampliación del laboratorio, con nuevo equipamiento, con más personal y con los más altos estándares de bioseguridad. “Nos tardamos prácticamente un mes desde que hicimos la solicitud de funcionamiento a la autoridad sanitaria local, hasta su autorización en abril de 2020”.

Récord de análisis
Desde abril de 2020, pasaron de analizar 50 muestras diarias, a más de 300, que es la capacidad actual de CáncerLab, aunque, advierte, “debo comentar que ha habido ocasiones en que hemos reportado más de 450 muestras durante una jornada de trabajo. Esto ha implicado que, durante este periodo, hemos debido adaptarnos a mayores flujos de muestras y seguir respondiendo en 24 horas los resultados. Esto ha sido posible ya que hemos contratado más personal calificado y perfeccionado nuestros procesos internos, gracias a la práctica de un año de trabajo”, reflexiona el Dr. Bernal.

De esta manera, durante el 2021 han realizado 28.125 exámenes PCR, y a un año de trabajo alcanzaron las 42.185 muestras procesadas. “Esto implica que sólo durante estos 4 meses, hemos realizado más exámenes PCR que durante todo el año 2020”, subraya.

Detrás de este trabajo hay un equipo de 10 profesionales científicos y dos asistentes administrativos, entre los que se cuentan cuatro bioquímicos, cuatro biólogos marinos, un médico veterinario y una licenciada en bioanálisis. Durante todo el 2020, señala Giuliano Bernal, “nos acompañó también un químico farmacéutico, que este año regresó a su laboratorio de origen a retomar su línea de investigación, así como un biólogo marino, que tuvo que disminuir su carga laboral, ya que ingresó al Programa de Doctorado en Biología y Ecología Aplicada, al alero de CáncerLab”.

Ante el surgimiento de variantes del virus SARS-CoV-2, el Dr. Bernal adelanta que ya han considerado incorporar las respectivas técnicas de monitoreo. “Precisamente hace un par de días, uno de nuestros proveedores tomó contacto con nosotros para indicarnos que salió al mercado un panel de marcadores para detectar variantes de CoViD-19 mediante PCR. Estamos estudiando esta arista para que prontamente podamos ofrecer a la comunidad, el diagnóstico de las variantes más importantes del virus, que se han detectado a la fecha”.

Capacidades instaladas
Para el Dr. Bernal, este intenso año de trabajo ha significado al mismo tiempo un enorme aprendizaje para todo el equipo. “Las habilidades en diagnóstico molecular se han incrementado notablemente. En este contexto, creo que el diagnóstico de CoViD-19 y sus variantes se prolongará bastante tiempo más, al menos para vigilancia y para posteriores estudios moleculares relacionados con la patogenicidad del virus. Sumado a esto, hay muchos otros patógenos factibles de ser determinados por PCR, entre ellos Helicobacter pylori, foco de nuestra investigación desde hace años. Por otro lado, y también en nuestro campo de interés en investigación, hay muchos paneles de genes, cuya expresión es posible determinar mediante PCR, y cuyo análisis permite el diagnóstico temprano de algunos tipos de cáncer”.

Reconociendo que la demanda por exámenes de PCR ha impuesto una alta exigencia al personal del laboratorio, Bernal resalta que, durante este año, la dirección interina de CáncerLab fue asumida por la Dra(c). Gisela Aquea, “quien impuso un sistema de turnos que ha sido muy exitoso, y junto al equipo de CáncerLab, mejoraron el sistema de registros internos, así como la comunicación con los diferentes laboratorios de toma de muestras, lo que nos ha permitido dar cuenta sin problema de alto flujo de muestras que poseemos actualmente”.

Por otro lado, continúa, “se debe destacar el apoyo del personal de finanzas de nuestra Facultad de Medicina, con quienes estamos muy coordinados para las compras de insumos, que debemos hacer continuamente a los diferentes proveedores nacionales e internacionales”.

Lo importante, concluye, “es que hemos podido ser un aporte concreto a la comunidad, siendo parte de la red de laboratorios de diagnóstico molecular a nivel nacional, la que ha trabajado mancomunadamente en el control de esta pandemia, evitando que más de nuestros compatriotas enfermen y pongan en riesgo su vida. Termino estas palabras felicitando y agradeciendo sentidamente a cada uno de los miembros de CáncerLab, cuyo trabajo incesante y sin descanso, es digno de ejemplo y orgullo para nuestra institución en los tiempos aciagos en que vivimos”.

A %d blogueros les gusta esto: